Aseguran 21 aves exóticas en rancho del ‘Chapo’

Quequi Agencias

CIUDAD DE MÉXICO (14/ENE/2016).- Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera tiene un gusto particular por los pavorreales, cacatúas molucas, guacamayas azul dorado, y aún más por los cisnes negros, que dieron nombre al operativo que la Secretaría de Marina (Semar) llevó a cabo la madrugada del 8 de enero, que terminó con la recaptura del capo más buscado del mundo.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) confirmó el aseguramiento de 21 aves exóticas y domésticas por parte de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de la Delincuencia Organizada (SEIDO) el pasado mes de noviembre durante un operativo militar en el rancho Los Ciruelos ubicado en Culiacán, Sinaloa, y que pertenece a “El Chapo”.

A finales de noviembre pasado, la SEIDO, la Semar y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen) realizaron un operativo en el rancho de Guzmán Loera, donde aseguraron varios caballos, guacamayas, aves exóticas y hasta cisnes negros.

La SEIDO se hizo cargo de los animales, se los llevó y los envió a una Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA), llamada Mundo Zafari, ubicada en Culiacán. No obstante, un comando recuperó los caballos al día siguiente de manera violenta durante otro enfrentamiento que el crimen organizado perpetró.

En una tarjeta informativa, la Profepa señaló haber identificado 21 aves exóticas y seis aves domésticas aseguradas por la SEIDO, las cuales se encuentran en la UMA Mundo Zafari.

“Los ejemplares de vida silvestre son cinco pavorreales cuello verde, tres pavorreales cuello azul, tres cisnes blancos, tres cisnes negros, dos pavorreales blancos, dos guacamayas azul dorado, dos cacatuás molucas y una gallina de guinea”, detalló la autoridad ambiental.

Agregó que en el mismo rancho la SEIDO aseguró seis patos domésticos.

Resaltó que estas aves silvestres son consideradas como exóticas ya que no se distribuyen de manera natural en México y a su vez no se encuentran catalogadas bajo alguna categoría de riesgo señalada en la norma oficial mexicana NOM-059 de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

Los inspectores de la Profepa realizaron la identificación de las aves para obsequiar al Ministerio Público Federal el dictamen técnico pericial que se integraría a la indagatoria que se llevaba a cabo.

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario