¿Cuál es el protocolo para el manejo de cadáveres en una pandemia?

Redacción

El protocolo para el manejo de cadáveres en una pandemia, como la de la enfermedad por coronavirus de 2019 (Covid-19), consta de tres etapas: preparación, respuesta y recuperación, informa la Organización Panamericana de la Salud (Pan American Health Organization, PAHO).

Hace 16 días, el miércoles 11 de marzo, la Organización Mundial de la Salud (World Health Organization, WHO) declaró que el Covid-19 ya es pandemia.

Doce días después, el lunes 23 de marzo, la Secretaría de Salud de México declaró que en el país se inició la etapa dos (contagios locales) de la emergencia por Covid-19, luego que el jueves 27 de febrero confirmó el primer caso de la enfermedad (en la fase uno, de importación) y el miércoles 19 de marzo confirmó el primer muerto por el virus del Síndrome Respiratorio Agudo Severo Conavirus 2 (SARS-CoV-2), causante de la enfermedad pandémica.

En ocho días los decesos por el SARS-CoV-2 suman seis, de acuerdo con el reporte oficial de la Secretaría de Salud federal.

Hoy jueves la cifra subió, pues se reportó el primer fallecimiento por Covid-19 en Quintana Roo, estado vecino de Yucatán: un varón de 74 años de edad que durante años padeció de hipertensión, diabetes y tabaquismo.

¿Cuál es el protocolo para el manejo de cadáveres en la pandemia de Covid-19?

En su guía “Manejo de cadáveres”, la PAHO-WHO precisa que este protocolo se aplica en casos de desastres, entre los que se incluyen una pandemia.

El protocolo alude a una pandemia de influenza, que era la que se esperaba, y señala que el manejo de cadáveres se puede ejecutar por uno o varios de los siguientes:

  1. Un convoy militar traslada a muertos por Covid-19 en Italia este marzo de 2020. Foto de internet
    Las organismos/oficinas nacionales para manejo de desastres.
  2. El alcalde.
  3. Los organismos de protección civil.
  4. La policía municipal.
  5. Las fuerzas armadas.
  6. Las organizacionales no gubernamentales (ONG).

Cuando existen planes nacionales para el manejo de los cadáveres durante desastres, la función de las autoridades municipales estará definida en esos planes. Recomendamos encarecidamente que las autoridades municipales usen el plan nacional y consulten con la entidad nacional encargada de desastres para obtener información y recursos locales”, indica.

En los lugares donde no se hayan puesto en práctica los planes nacionales o simplemente no tengan, un organismo o autoridad municipal tal como el gobernador, el jefe de policía, el alcalde o los militares puede servir como coordinador local con la responsabilidad del manejo de los cadáveres”, detalla el organismo.

El protocolo de incineración, solo por dos motivos

Aunque en España, Perú y otros países se  incinera a las personas que mueren por Covid-19, la PAHO señala que ese protocolo no es para todo tipo de enfermedades.

“Excepto en los casos de fiebres hemorrágicas (Ébola, Margurb, etcétera) y cólera, por lo general, los cadáveres no son contagiosos. Solamente los pulmones de los pacientes de pandemia de influenza, si se manipulan durante una autopsia, pueden ser contagiosos. De lo contrario, los cadáveres no transmiten enfermedades”.

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario