Emergencia por estallido de pirotecnia

CANCÚN.- Un connato de incendio en la calle 124-A de la Región 237, alertó a los vecinos, quienes pidieron el auxilio de la Policía Municipal y Ejército Mexicano, ya que temían que en la casa donde se escuchó un pequeño estruendo de petardos existiera una bodega de pólvora que pusiera en riesgo a los lugareños.

Los vecinos de la citada calle, escucharon el ruido de petardos y gritería cuando sofocaban un pequeño incendio, en la casa del lote 23 en la Manzana 92 de la Región 237, y decidieron dar aviso a la Policía Municipal, así como al Ejército Mexicano, quienes acudieron al lugar.

Tanto personal del Ejército como la Policía se entrevistaron con quien dijo responder al nombre de Reidel Cruz Román, de 21 años de edad, quien dijo que su padre Raúl Cruz es el propietario de la casa, y que allí guardan tres kilos de pólvora, porque con ellos realizan fuegos de pirotecnia de los galeones piratas y cuentan con permiso.

Señalaron que varios petardos se les incendiaron y se quemó una cama y un colchón en uno de los cuartos. No hubo víctimas que lamentar, ni detenidos.

(Por Juan Manuel Trinidad)

Comments

comments

No hay comentarios

Deja una respuesta