‘Estamos hartas de ser revictimizadas’

Por Cristina Escudero

Las hermanas Edith y Estefanía Encalada y Cynthia A., tres de las siete víctimas que constan en la demanda contra el pederasta Jean Succar Kuri, reconocieron en el programa radiofónico “Qué pasa en Quintana Roo”, conducido por Gonzalo Hermosillo, que se transmite a través del 104.3 de QFM, que la escritora del libro “Los demonios del edén”, saltó a la fama explotando la vida de ellas, por lo que se sienten revictimizadas y enojadas por el lucro que está haciendo, además de que sigue mintiendo al asegurar que ellas recibieron millones de pesos de su victimario, que de ser cierto “lo utilizaríamos para demandarla a ella por todo lo que está haciendo como el caso de la película”.

En el caso específico de Cinthyia A. quien fue abusada cuando tenía 12 años, dijo que en 2009 la conocida periodista y escritora las citó a ella y a Paulina (N), así como a sus padres en la Comisión de Derechos Humanos de Cancún, donde los multimillonarios abogados de la firma Olea, llegaron para decirle que periodista era defensora de derechos humanos, que las ayudaría con asesoría jurídica y apoyo psicológico, pero jamás les dijeron que era reportera, porque de lo contrario -asegura- no habrían aceptado su ayuda, ya que no querían ser expuestas al “ojo público”.

“La periodista nos utilizó” dijo Cinthya, para que la defendiéramos en el proceso en su contra porque la habían metido a la cárcel, pero en realidad no hizo nada bueno por nosotras, nos dejó de hablar y tratamos de contactarla como nuestros abogados se supone eran los Olea, les marqué, pero Xavier Olea nos dijo que ellos no podían atendernos ni hacer nada por nosotras, ya que la periodista había dejado de pagarles sus honorarios por lo que nos quedamos sin defensa jurídica hace años.

Las tres mujeres lamentaron las mentiras que ha dicho la escritora de “Los demonios del edén”, ya que recientemente dijo que tiene años ayudando y atendiendo a las víctimas de este caso, “lo cual es una vil mentira, ella encontró en este penoso caso de pederastia una forma de vida e hizo de este caso penal una carrera como periodista y escritora, haciendo un lucro indebido que le ha generado millonarias ganancias desde hace ya casi 15 años y por eso queremos que pare la película que quiere hacer con los testimonios que dimos y los cuales robó”.

Edith, Estefanía y Cynthia, dijeron estar cansadas de tantas mentiras que ha dicho la supuesta activista y por eso decidieron unirse por primera vez, para enfrentarla penalmente.

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario