Exigen revocar la patente a Notaría 

TULUM 

Al parecer Ricardo Dehesa Cortés, Renato Fabricio del Toro Rosaldo y Julio César Traconis Várguez, forman parte de una banda delictiva que, a través de actos ilegales se apodera de bienes inmuebles, muchas veces con la complicidad de autoridades y funcionarios corruptos, posiblemente del Registro Público de la Propiedad y del Comercio que se prestan a corruptelas, y es por ello que se les debe de aplicar todo el peso de la ley plasmado en el Código Penal Federal, y se pide intervenga la Dirección de Notarías, para la respectiva amonestación, suspensión y la revocación de la patente de notario público. 

Un ciudadano y a quien pretenden despojar de su patrimonio, exteriorizó que irá hasta las últimas consecuencias contra dos notarios públicos que incurrieron en la falsificación de documentos privados, robo de identidad, entre otros delitos, logrando realizar la venta ilegal de un inmueble, además pide a las autoridades judiciales que llevan su caso se apeguen estrictamente al Código Penal Federal, que en su Artículo 243 reza que el delito de falsificación se castigará, tratándose de documentos públicos, con prisión de cuatro a ocho años y de 200 a 360 días de multa.  

Existe la denuncia penal y está radicada en la Fiscalía General de Justicia del Estado con Número de Carpeta de Investigación FGE/QROO/TUL/06/520/2020, dice el agraviado, y quien de acuerdo con la escritura pública 1432 de fecha 23 de diciembre de 2016 pasada ante la fe de Gustavo Monforte Luján, titular de la Notaría Pública Número 48 de la ciudad de Mérida, Yucatán, es legítimo dueño de la propiedad ubicada en el Lote 002, Manzana 089, Supermanzana 000, Región 104. 

EVIDENCIAS 

De acuerdo con información de otros empresarios locales, al parecer Ricardo Dehesa Cortés, Renato Fabricio del Toro Rosaldo y Julio César Traconis Várguez, al parecer forman parte de una banda delictiva que, a través de actos ilegales se apoderan de bienes inmuebles, muchas veces con la complicidad de autoridades, funcionarios corruptos que se prestan a esta corrupción, por ello debe de intervenir la Dirección de Notarías, para la respectiva amonestación, la suspensión y la revocación de la patente de notario público. 

Daniel Jesús Rodríguez Rosado, presentará queja igual ante la Secretaría de Gobernación del Estado, pues nunca fue a firmar a la Notaría Pública Número 41 en el Estado, ni conoce a Julio César Traconis Várguez, pero aparece su firma para simular una escritura de venta de un terreno a su nombre, y del cual es legítimo propietario. 

También el doctor Jaime Cervantes Pérez sacó un certificado de libertad de gravámenes de su casa ubicada en la calle Volcán de Colima, en la colonia Los Volcanes de esta ciudad, y descubrió que el notario había elaborado una compra-venta en la cual supuestamente había vendido la propiedad a su difunto hermano, Fernando Cervantes Pérez, lo cual tampoco sucedió, porque el doctor Cervantes jamás fue a firmar a la Notaría de Tepeaca y tampoco conocía al notario. 

“Que se proceda conforme a derecho y que la denuncia penal y civil por falsificación de documentos privados, robo de identidad, intento de despojo y lo que resulte en contra de Julio César Traconis Várguez, notario público auxiliar de la Notaría Pública Número 41, y se le retire la patente de fedatario por corrupto, pues ya existe un delito y una grave falta a la moral”, precisó el agraviado. 

Por Redacción 

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario