Padecen un ‘viacrucis’ las casas de empeño 

Por Luis Roel Itzá 

La crisis económica también afecta a las casas de empeño, ya que después de un auge que tuvieron al reanudar actividades recibiendo empeños, han bajado sus actividades debido a que los pignorantes ya no tienen prendas de valor, muchos de ellos perdieron lo poco que tenían al no tener dinero para retirarlos o pagar cuando menos los intereses.  

Encargados de algunas casas de empeño, dieron a conocer que durante el cierre de negocios por la pandemia del Covid-19, se les concedió a los pignorantes recuperar sus alhajas, aun después de vencido el plazo, sin embargo, la mayoría no pudo hacerlo, debido a que se quedaron sin empleo o las propinas, que son una fuente de ingresos importantes en la isla para quienes se dedican a la atención directa del turista. 

Ante la pérdida de las prendas de valor, los usuarios de las casas de empeño ya no tienen alhajas o prendas de valor que empeñar, por lo que estos negocios comienzan de igual manera a tener una baja en su actividad, según dieron a conocer los encargados, quienes aseguraron que la situación económica es cada vez más difícil en todos los sectores y sería una catástrofe el regresar al semáforo rojo. 

La gente que está sin un empleo o sin un ingreso fijo, ya no tiene alhajas o prendas de valor para empeñar y poder sobrevivir a esta crisis económica que se vive actualmente. 

Comments

comments

No hay comentarios

Deja una respuesta