Reintegrarán $123 millones

Por Sergio López Lara > Quequi

Ejidatarios de Juan Sarabia recuperarán alrededor de 123 millones de pesos producto de desfalcos cometidos a lo largo de los últimos seis años por Martín Haro Gutiérrez, ex comisariado ejidal, así como por su hermano Ernesto Haro Gutiérrez, actual autoridad de este núcleo agrario, quien a toda costa ha tratado de proteger a su consanguíneo para evadir la acción de la justicia.

En este orden se pudo establecer que el dinero defraudado se recuperó gracias a las auditorías que se les han estado practicando los hermanos Haro Gutiérrez, mismas que hasta el momento han arrojado el desvío injustificado de 123 millones de pesos, mismos que tendrán que ser reintegrados a los ejidatarios que han presentado las demandas correspondientes ante la Procuraduría Agraria (PA) y Tribunal Unitario Agrario (TUA).

La recuperación de estos recursos económicos se debe a las investigaciones que realizó el Tribunal para la recuperación de recursos robados en la Ciudad de México, donde se entregaron copias de documentos contables, así como el resultado de las auditorías presentadas, donde se demuestra que estas dos personas se apoderaron de manera injustificada del 10% por el pago de expropiación de tierras que realizó la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) para la construcción de carreteras.

los recursos económicos recuperados también forman parte de los pagos de indemnización que en su momento realizó la Comisión Federal de Electricidad (CFE), además de la extracción de material pétreo que le pertenece al ejido de Juan Sarabia, así como el uso de maquinaria pesada sin que se haya reportado la entrada de ingresos por parte de Martín y Ernesto Haro Gutiérrez.

Se dio a conocer que estos recursos económicos serán repartidos de manera equitativa entre los más de 500 ejidatarios legalmente reconocidos con los que cuenta Juan Sarabia, además de que continúan las auditorias que se les está practicando a estas dos personas, debido a que no se descarta la posibilidad de que existan más recursos que fueron desviados, sin autorización o justificación alguna de la asamblea.

Los ejidatarios de Juan Sarabia recordaron que recientemente la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró un predio de humedales del que se apropió de manera irregular Ernesto Haro Gutiérrez, mismo que estaba siendo rellenado sin la anuencia de las autoridades federales ambientales, además de que la PA declaró como no válida la asamblea realizada el pasado 14 de julio donde el comisariado ejidal pretendía seguirse apoderando y comercializar terrenos de alta plusvalía que cuenta con legítimos dueños desde hace más de 30 años.

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario