Trabajan en reapertura del Caribe

Por Blanca Silva > Quequi 

El director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo (CPTQ), Darío Flota Ocampo, informó que la reapertura del Caribe Mexicano se realizará entre el 8 y 10 de junio, dentro de lo cual American Airlines anunció que reanudará sus vuelos de Dallas a Cozumel a principios de junio, mientras la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), autorizó el ingreso de cuatro tipos de pruebas rápidas para Covid-19. 

Ante este panorama, el CPTQ aplazó para finales de mayo el lanzamiento de la campaña de promoción del Caribe mexicano para apuntalar la reanudación de la actividad turística, la cual se pondrá en marcha de manera simultánea en México y Estados Unidos en la última semana del mes, una vez que el organismo a su cargo tenga más claro la reinstalación de vuelos hacia el Aeropuerto Internacional de Cancún (AIC). 

En este marco, Flota Ocampo informó que ayer sostuvo una reunión con directivos de American Airlines, quienes informaron que a principios de junio reactivarán el puente aéreo Dallas-Cozumel con tres frecuencias a la semana, lo cual se suma a las operaciones que mantuvo durante la contingencia sanitaria al AIC desde Dallas, Miami y Charlotte. 

Adicionalmente, informó que el 3 de junio otras aerolíneas estadounidenses iniciarán también operaciones de manera escalonada hacia el AIC, entre las que se encuentran Spirit, Delta y Southwest, tras la reapertura económica de varias ciudades del vecino país, lo cual es evaluado por las compañías para determinar la reactivación de las rutas poco a poco. 

Aunque los primeros vuelos que realizarán las aerolíneas serían vacíos para probar los nuevos protocolos sanitarios en la aviación, informó que a partir del 8 de junio empezarían a llegar los turistas, pues la comercialización de boletos en Estados Unidos nunca se detuvo. 

Prueba de ello, dijo, es que American Airlines nunca dejó de volar de las tres ciudades antes mencionadas, aunque no tenía pasajeros, lo cual confían cambiará en junio cuando se formalice la reapertura del Caribe mexicano. 

Recordó que las restricciones entre Estados Unidos y México para viajes no esenciales se enfocan en los recorridos terrestres, debido al cruce de vehículos por la frontera entre ambos países, por lo que no afectan los traslados en avión, que son la principal vía de llegada del turismo estadounidense al Caribe mexicano.  

De esta manera, anticipó que la mezcla de turistas que llegarán al Caribe mexicano en junio sería nacional e internacional, pues la proyección inicial de que el mercado doméstico sería el primero en responder empieza a quedar atrás, ya que la reactivación de los estados emisores dependerá del color del semáforo que tengan en la contingencia sanitaria. 

Explicó que el principal mercado emisor de turistas para el Caribe mexicano son los estados del centro del país, cuyo semáforo está en rojo, mientras que en Yucatán la situación todavía no anda bien tampoco, por lo que no se prevé una respuesta inmediata de esas zonas. 

Por otra parte, informó que el hecho de que la Cofepris haya autorizado cuatro tipos de pruebas rápidas para Covid-19 será un aliado para la industria turística, pues los turisteros podrán adquirirlas para agilizar el proceso de reapertura, para el cual se establecerán protocolos sanitarios específicos. 

Comments

comments

No hay comentarios

Deja un comentario