Infrografía: El Chapo

Va para largo extradición de ‘El Chapo’

El proceso de extradición para que El Chapo Guzmán sea juzgado en Estados Unidos puede alargarse hasta cinco años, dependiendo del recurso de amparo que interponga la defensa del narcotraficante, señaló su abogado, José Refugio Rodríguez.

En entrevista para MILENIO Televisión, el abogado defensor aseguró que hasta ese momento no tenía conocimiento oficial del comunicado emitido por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) en el cual informó que Guzmán fue notificado de su extradición de manera personal en el centro federal de readaptación social 9, localizado en Ciudad Juárez, Chihuahua, donde permanece recluido.

Refugio Rodríguez aseguró que su cliente y el equipo de abogados se encuentran tranquilos de esta resolución que, dijo, esperaban en los términos en los que el gobierno mexicano la resolvió.

Añadió que El Chapo Guzmán está conciente de que “la verdadera batalla contra la resolución de extradición, se va a librar en el juicio de amparo que promuevan ante el juez de distrito y que en su momento muy probablemente llegue hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación”.

Al ser cuestionado sobre los posibles plazos para que se pueda dar la entrega, señaló que a partir de la notificación la defensa tiene 30 días para interponer el recurso de amparo para suspender “el acto reclamado y a partir de ahí el litigio se demorará entre uno, tres y hasta cinco años”.

El representante legal señaló que tienen ya definida la estrategia de defensa en el litigio de amparo por lo que, insistió, se encuentran tranquilos.

Adelantó que hasta el momento han detectado diversas deficiencias en el sustento de la extradición, entre ellas que en el caso del estado de California la acción penal ya caducó y en el de Texas hay pruebas insuficientes.

Derivado de lo anterior, advirtió que recurrirán a tribunales internacionales en caso de que no se respete el debido proceso del capo.

“Yo no puedo andar divulgando a la opinión pública la estrategia de defensa, lo que sí les puedo decir es que en la defensa de Joaquín Guzmán estamos tranquilos de esta resolución, no nos preocupa, porque es algo que teníamos contemplado y tenemos la estrategia claramente definida de qué es lo que sigue”, aseguró.

Enemigo público

Tan solo cuatro días después de haber recibido la segunda opinión jurídica al respecto, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) concedió la extradición de Joaquín El Chapo Guzmán al gobierno de Estados Unidos.

Este viernes, la cancillería notificó a Guzmán en el interior del Centro Federal de Readaptación Social Número 9, en Ciudad Juárez, Chihuahua, donde se encuentra recluido desde el pasado 7 de mayo, la decisión del gobierno de México.

A partir de ahora la defensa del capo cuenta con 30 días para interponer un juicio de amparo para evitar ser entregado a las autoridades de Estados Unidos, donde enfrenta cargos en al menos seis jurisdicciones federales: Brooklyn, Chicago, Nuevo México, Texas, Miami y San Diego.

En tanto que la extradición que se concede es a petición de la Corte Federal de Distrito para el Oeste de Texas por los delitos de asociación delictuosa, contra la salud, delincuencia organizada, posesión de armas, homicidio y lavado de dinero; así como de la Corte de Distrito para el Sur de California, por el cargo de asociación por importar y poseer con la intención de distribuir cocaína.

Por lo que “en virtud de que las solicitudes presentadas por el gobierno estadunidense cumplen con todos y cada uno de los requisitos previstos en el tratado” entre ambos países se concede la extradición.

En un comunicado de prensa, la cancillería mexicana señaló que para tomar la decisión se tomaron en cuenta las consideraciones de hecho y de derecho señaladas por los jueces octavo y tercero de distrito de procesos penales federales en esta ciudad, quienes opinaron a la cancillería que la extradición es procedente.

Asimismo, la SRE aseguró que el gobierno estadunidense proporcionó las garantías suficientes de que no se aplicará la pena de muerte al líder del cártel de Sinaloa en caso de ser extraditado y juzgado en ese país.

Finalmente, señaló que Guzmán aún cuenta con el juicio de amparo para inconformarse contra estas resoluciones, según lo establecido en la Ley de Extradición Internacional.

Sin embargo, una vez que dichos acuerdos queden firmes y ejecutables, de conformidad con lo establecido en el artículo 34 de la ley de la materia, será la Procuraduría General de la República (PGR) la que procederá, en su caso, a su entrega a las autoridades estadunidenses que sean designadas para tal efecto.

De acuerdo con la Ley de Extradición, el líder del cártel de Sinaloa será entregado a Estados Unidos en un puerto fronterizo o a bordo de la aeronave en la que será trasladado, concluyendo la intervención de las autoridades mexicanas una vez que emprenda el vuelo.

Ya en Estados Unidos, Guzmán enfrentará, entre otros cargos, acusaciones por el homicidio de 12 personas en el condado de Brooklyn, Nueva York; así como conspiración para asesinar a miembros del gobierno de México, personal militar y personal de agencias encargadas de perseguir el delito.

También se le imputa dirigir una importante operación de contrabando de cocaína en San Diego y Texas; en tanto que la Comisión de Crimen de Chicago lo nombró como el “enemigo público número uno”, siendo el segundo solo después de Al Capone en obtener dicho nombramiento.

Acuerdo vigente

El Chapo Guzmán enfrenta en Texas cargos por el homicidio de estadunideses, delito que se castiga hasta con la pena de muerte y que, sin embargo, no se le podrá aplicar si es enviado a Estados Unidos, según el acuerdo de extradición bilateral vigente.

De acuerdo con el expediente EP12CR0849, radicado en la Corte Federal del Distrito Oeste de Texas, con sede en El Paso, el líder del cártel de Sinaloa creó “escuadrones de la muerte” en la frontera para apoderarse de territorios, entre ellos Ciudad Juárez, donde se le acusa de matar a ciudadanos de EU.

El sábado 7 de mayo de 2010, un comando del Chapo irrumpió en la iglesia de La Misericordia en Ciudad Juárez, y secuestró al estadunidense Rafael Morales Valencia, quien en ese momento se casaba. Días después fue hallado muerto.

En Texas, la organización de Guzman es acusada de matar a otro ciudadano de EU por haber perdido un cargamento de 300 kilos de mariguana.

En la acusación se establece que el propósito principal del cártel de Sinaloa es traficar grandes cantidades de cocaína, mariguana y otras drogas a EU. Para ello ha mantenido abiertas las rutas y corredores de transporte de droga entre México y Estados Unidos a través de las pandillas Artistas asesinos y Gente nueva en la frontera con Texas, que pelearon territorio al cártel de Juárez, de Vicente Carrillo, a través de escuadrones de la muerte.

Estos son los dos eventos, entre otros delitos, por los que la Corte de Texas exige la extradición del narcotraficante junto con 23 personas más, entre ellos Ismael El Mayo Zambada y José Antonio Torres Marrufo, El Marrufo, quien fue designado por El Chapo como líder de sus escuadrones de la muerte en Chihuahua.

El Marrufo ya pasó toda la etapa del proceso de extradición que enfrenta El Chapo, cuya extradición fue avalada ayer por la SEcretaría de Relaciones Exteriores. Sin embargo, los amparos que ha promovido Torres Marrufo han retrasado su viaje a Estados Unidos dos años seis meses, desde que la cancillería dio su aval para que sea entregado a la justicia estadunidense (5 de diciembre de 2013).

De hecho, la Suprema Corte de Justicia de la Nación analizará en los próximos días el último recurso jurídico de El Marrufo para evitar la extradición.

A su vez, funcionarios federales no descartaron que Guzmán siga el mismo camino legal (impugnar algunos artículos del tratatado biletaral México-EU y de la ley de extradición internacional) para alargar su estancia en México.

Infrografía: El Chapo

Infrografía: El Chapo

Con información de: Lorena López, Carolina Rivera e Ignacio Alzaga

(Milenio / El Universal)

No hay comentarios

Deja un comentario