Vil robo a akumaleños; rechazan resolución de terreno del CEA Tulum

Por enésima ocasión se encienden los ánimos entre pobladores de Akumal, luego que en conferencia de prensa el abogado de un grupo de empresarios de esa zona aseguró que al menos 20 diputados del Congreso de la Unión de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, emitieron un supuesto resolutivo que confirma la propiedad del Centro Ecológico de Akumal (CEA), en el que dicen está incluida la “ventana al mar” ahora en disputa y ratificación de la concesión de Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat), pero en realidad es un exhorto que se envía a la Semarnat.

Del Punto de Acuerdo que se desprende del documento entregado posterior a la conferencia de prensa, la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión exhorta al titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales a promover el juicio de lesividad a que se refiere el artículo 13, fracción III, de la Ley Federal de Procedimiento contencioso Administrativo a fin de que se anulen los certificados catastrales de medidas y colindancias que otorgaron distintas autoridades de la administración pública en favor de las personas

morales que se han apropiado ilegalmente de los caminos de acceso público a la playa de la bahía de Akumal.

“Lo anterior es bien claro, y se refiere al documento de certificación de medidas y colindancias del Centro Ukana, Oficio Número DC/DTC/135, de fecha 23 de marzo del 2011, que la Dirección de Catastro otorgó al CEA, cuyos metros cuadrados aumentaron toda vez que quedó el incluido el camino, y hoy pretenden sorprender a autoridades”, dice un poblador de Akumal.

En realidad, el supuesto dictamen, señala que la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión exhorta al titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales a hacer público un informe sobre los linderos de las propiedades del Centro Ecológico de Akumal; lo anterior, a efecto de garantizar que se cumpla lo establecido en la normativa ambiental y que las autoridades federales, estatales y municipales resuelvan en materia de protección del ambiente.

Que se impulse la elaboración e instrumentación de un Plan de Manejo del Área de Refugio para Protección de Especies Marinas de Akumal en coordinación con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales.

Se reivindique el trazo original del acceso público a la bahía de Akumal y que las autoridades en materia ambiental administren y garanticen el acceso a la playa en forma sustentable.

 

DOCUMENTOS

 

“Como prueba contundente de que el camino que el CEA reclama como suyo es de uso común, está la Escritura Pública 10338, del 11 de mayo del 2011, expedida por la Notaría Pública Número 13 de Playa del Carmen, predio de Laura Bush la cual establece que al noreste, como es correcto, su predio con superficie de 42850.38 metros, que originalmente eran 40 mil, colinda al noreste (aunque se menciona como norte) con el Camino de Acceso Akumal Playa, con longitud de 170.02 metros, como originalmente se estableció en el Periódico Oficial del Estado del 20 de enero de 1975, aunque el titular era su padre Pablo Bush”.

Los pobladores también revelan que de la misma Escritura Pública Número 10338, del 11 de mayo del 2011, de la misma Laura Bush, se desprende que en la Cláusula Cuarta certifica con contundencia total que: “Mediante oficio número DC/DTC/135, de fecha 23 de marzo del 2011, expedida por la Dirección de Catastro Municipal del Municipio de Tulum, se certifican las medidas y colindancias del inmueble descrito de acuerdo con el Deslinde Físico. “Norte (la misma medida 170.02 metros en línea quebrada con Camino de acceso a Akumal Playa más 8.38 metros con propiedad privada”, que es su más fiel interpretación, reconoce que el Camino es de uso público, aunque en la certificación del CEA aparece diferente.

A decir de otros pobladores el despojo del acceso al mar se perpetró y se legitimó el 11 de mayo de 2011 a través de una Notaría, misma que protocolizó la Escritura Pública Número 10338 a nombre de Laura Bush, cuya cláusula cuarta certifica que mediante oficio número DC/DTC/135, de fecha 23 de marzo del 2011, expedida por la Dirección de Catastro Municipal del municipio de Tulum, se certifican las medidas y colindancias del inmueble en mención, que es la ventana al mar.

Los pobladores con documentos siguen demostrando que el camino de acceso a la playa del cual ya se apoderó el Centro Ecológico Akumal (CEA), desde años atrás ha sido de  uso común y no privado, al mismo tiempo aseguran que la ilegal privatización de esta vía ocurrió entre el 23 y 29 de marzo de 2011, acto que dejó a la comunidad sin este camino, ubicado entre los desarrollos de Promotora Akumal Caribe, S.A. y del Club Akumal Caribe, S.A., (hoy Centro Ukana I Akumal, A.C., conocido como Centro Ecológico Akumal.

 

 

CONFERENCIA DE PRENSA

En conferencia de prensa los abogados del CEA informaron que los diputados del Congreso de la Unión de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales ratificaron un punto de acuerdo que confirma la propiedad del Centro Ecológico de Akumal, desde luego donde quedó incluido una fracción de terreno ahora en disputa ante los tribunales para que se determine si es o no “ventana al mar”.

El documento que igual ratifica la concesión de Zona Federal Marítimo Terrestre (ZOFEMAT), firmado por el presidente de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Arturo Álvarez Angli, el secretario Andrés Aguirre Romero y 20 legisladores federales más.( Por Francisco Canul > Quequi )

 

 

Foto: Francisco Canul > Quequi

Los pobladores siguen demostrando que el camino de acceso a la playa del cual ya se apoderó el Centro Ecológico Akumal ha sido de  uso común y no privado.

 

La ilegal privatización de esta vía ocurrió entre el 23 y 29 de marzo de 2011.

 

Al menos 20 diputados del Congreso de la Unión de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, emitieron un supuesto resolutivo.

DATO: Los diputados de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales ratificaron un punto de acuerdo que confirma la propiedad del CEA de Akumal.

(Francisco Canul )

No hay comentarios

Deja un comentario